El artista al desnudo: los ropajes del emperador

Adiós idealismo, hoy todo es un ersatz.

Todos hemos estado en esa posición. Nos encontramos frente a una obra, que es para nosotros como un regalo codiciado, buscamos abrir la envoltura y encontrar aquel contenido que satisface nuestra necesidad primitiva y natural, que aduce a nuestra sensibilidad, luego de un tiempo de reflexión logramos romper la envoltura y súbitamente nos damos cuenta con desencanto que nos han dado una chuchería, nos han dado algo cuyo valor innato no apreciamos.

Este es el mal sabor en la boca que a muchos nos ha dejado alguna vez el movimiento del arte contemporáneo (vamos, aceptémoslo), y en parte es el hecho de que es un movimiento que promulga que su lenguaje es el del pueblo (objetos de uso cotidiano, personajes de comic, etc.) , al tiempo que ostracisa al hombre común. Es tal el descontento que hasta los críticos (entiéndase como los expertos en arte, quienes eran responsables de movilizar el arte hacia adelante) están hartos de la pretensión, y la aparente estafa en la que permanece el arte contemporáneo.

Por eso no es de sorprenderse cuando hasta la DIAN ridiculiza la imagen del artista plástico, es paradójico que una agencia creativa, compuesta por profesiones tangenciales a las artes plásticas (como lo son la actuación, la escritura, el cine, el diseño) y otras más alejadas (la fotografía, la dirección de arte, la ilustración, entre otros), representen al artista plástico como un ser ridículo, vano, embustero e ignorante. Es gracioso ver como un movimiento, cuyo lenguaje actualmente se dedica a la parodia, se siente amenazado cuando agentes externos le obligan a participar en la misma ficción humorística que con tanto empeño ha construido.

La razón por la que las profesiones tangenciales al arte tienen tantos problemas en entender al artista “de verdad”, es que cada una de las profesiones anteriormente mencionadas han generado una tradición y unas reglas claras, sobre las cuales se aprende y se crece, lo que parece a veces que no existe en el mundo del arte contemporáneo.  Las mismas personas vestidas de negro que se reúnen para velar la obra de Ana Mendieta, unen las manos alrededor del edificio de Artes de la Universidad Nacional de Colombia. (Porque el negro implica luto, y entonces si nos reunimos vestidos de negro y unimos las manos alrededor del objeto decimos que estamos de luto), entonces yo me pregunto:¿dónde está la evolución en el lenguaje? ¿Dónde está la perspectiva única y diferenciadora?

El arte donde algo se reconoce como tal por el acuerdo de galeristas, artistas y compradores, ha generado una burbuja caracterizada por la endofagia, un círculo cerrado de personas que se auto gratifican, el ejercicio se transforma en una serpiente que se muerde la cola, una estructura sin cimientos a punto de colapsar donde el valor de la pieza está dado por su valor especulativo en el mercado y cómo es que yo argumento un fenómeno (de una forma pseudo-intelectual y desconectada de la materialidad). Esto sucede porque se le da una importancia desmesurada al dinero y al lenguaje.

Para la muestra está que se pueden generar argumentaciones de manera mecánica, que suenan completamente interesantes, con todas las florituras del caso, pero que pueden no tener lógica ni profundidad, a continuación, una que yo saqué de un “sitio de verdad”:

“mi trabajo se centra en la universalidad de nuestro maquillaje biológico, combinado con el sentido colectivo de lo sublime

Para concluir, me gustaría decir que quizás no es un problema del arte como tal, quizás sea un problema de la vida contemporánea, en un mundo donde se forjan narrativas de vida en televisión, se simulan noticias, se falsean alimentos, y hay simulacros de investigaciones, transacciones, carreras, embarazos, divorcios, accidentes e incluso economías enteras. No se puede esperar más que representaciones virtuales, imitaciones y huellas de aquello que debería ser y no es.

Adiós idealismo, hoy todo es un ersatz.

(Pero en especial en el arte.)

Por: Camilo García

Imagen tomada de: goo.gl/ZbTsyQ

Otros Autores

Usuario creado con el fin de asegurar la autoría de los escritos a quienes no tienen un perfil en WordPress.

¿Quieres leer un poco más?